El sistema de cámaras de seguridad o "Circuíto Cerrado de Televisión" (CCTV) es controlado desde una central DVR (PC o Stand Alone) desde donde se podrán observar y gestionar las imágenes que transmiten las cámaras, las grabaciones y las configuraciones.

Cuando el sistema detecte movimiento generará diversas acciones, como grabar o resaltar en la pantalla la cámara que activó el sensor. Toda la evidencia es almacenada digitalmente en el disco duro del DVR.

Estos sistemas admiten la visualización de las cámaras y las grabaciones vía Internet, mediante un computador personal o notebook con Internet Explorer o bien mediante algunos dispositivos móviles 3G como IPhone, Blackberry u otro con sistema Android.

Cada usuario ingresa al sistema de cámaras de seguridad (CCTV) con una clave distinta, por lo que se pueden dar distintos permisos, impidiendo la visualización o eliminación de evidencia por personas no autorizadas. Los supervisores autorizados podrán tener acceso a las cámaras del sistema de cámaras de seguridad (CCTV) por medio de Internet. Para ello será necesario que usted entregue una conexión operativa. Las cámaras son a color, resistentes a la intemperie y con visión nocturna. También es posible reemplazarlas por cámaras ocultas, que simulan ser sensores de movimiento, aspersores y otros elementos de seguridad.